“A las Startup el mercado peruano solo les sirve para hacer pruebas”

10:57 15 Marzo, 2017

La Universidad del Pacífico, realizó el encuentro Digitalks Start-Up con el tema “10 cosas que aprendí desde cero” y en el que uno de los participantes fue Luis Castañeda CEO de Tupuy, quien empezó contando que estudió economía en la universidad del 83 al 89, pero no se graduó, sin embargo la carrera le sirvió para hacer su emprendimiento. “No vengo a venderles nada, para mí es una especie de catarsis porque quiero contarles cómo ha sido Tupuy, lo bueno lo malo y lo feo”.

Tupuy es la aplicación de audioguías para visitar los museos, monumentos y city tours más importantes de todo el mundo. Todas las audioguías están listas para que las disfrutes desde tu smartphone.


1. ¿Qué es lo bueno?

El equipo: “Lo mejor que encontré con Tupuy es el magnífico equipo de trabajo. Si de algo me puedo enorgullecer es de haber encontrado personas que confíen en mí y en lo que estoy haciendo, me sigan, a veces sin poderles pagar, pero al mismo tiempo me siento orgulloso de saber que esas personas tienen la capacidad para hacer lo que se espera de ellas”.

Jamás darse por vencido: “No terminé la universidad pero eso me enseñó que puedes cometer errores y tienes que saberte levantar de ellos, y a pesar de lo grave de los errores jamás darse por vencidos”.

Es preferible estar equivocado que confundido: “Cuando te equivocas puedes corregir, pero si estás confundido te paralizas, no puedes hacer nada. En Tupuy hemos aprendido a reaccionar muy rápido, somos muy flexibles y eso nos permite avanzar”.

Start up Perú: Toda mi vida he vivido en el Perú y me sorprende que haya algo en el estado peruano que funcione bien porque normalmente no es así. Lo único que le pido al presidente que haga es que no haga nada, es más seguro. Start Up Perú está funcionando y me sorprende. Es una de las cosas buenas que me he encontrado en Tupuy, independientemente de que ganamos justo en un momento crítico en el que sentíamos que ya no había nada que hacer porque nos habíamos quedado sin dinero”.

2. ¿Qué es lo malo?

Firewall inicial Apple Developer: “Es complicado inscribirse como desarrollador en Apple, aunque no lo parezca, primero porque para poderte inscribir Apple hace muchas preguntas, tributarias, formales que obligan a plantear el plan de negocios. Fue todo un reto poder llegar a Apple y pasar por ese tamiz”.

Dinero: “Siempre se necesita. En EE.UU. una aplicación o startup se demora entre 3 y 4 años en poder salir al mercado y escalar pero en Latinoamérica ese plazo se va a 7 u 8 años, porque falta dinero siempre. El dinero se tiene que tomar como un obstáculo pero no como un impedimento. Siempre se consigue pero hay que pensar mucho para poderlo hacer. Hay que quemar ahorros, endeudarse, prestarse con tasas de interés muy altas, etc.

Ser peruano o no ser peruano: “Según mi experiencia, si no piensan en una startup global, mejor no la hagan. El mercado peruano es muy pequeño, solamente les va a servir para hacer pruebas y si están soñando en ser millonarios de verdad, el Perú no es el lugar indicado, hay que pensar en una escala global”.

Los falsos profetas: “Ha sido muy desagradable contratar personas que solo nos cuentan cuentos pero no hacen nada. He perdido 60 mil dólares en gente que no sabía hacer el trabajo que ofrecieron en su cotización. Conclusión, ahora pregunto más, investigo más y cuido a mi equipo porque ellos hacen que Tupuy funcione”.

Nada es lo que parece: “Es la trampa que nunca termina. Tengo una visión diferente de los inversionistas. Uno tiene una buena idea y cuando va con ellos te piden que desarrolles el producto mínimo básico, lo haces, vuelves con ellos y te piden descargas, te vas de nuevo, tienes descargas y luego te piden si has tenido conversiones y si has obtenido dinero, entonces cuando finalmente tienes una conversión para qué los necesitas, ya hiciste el negocio solo y sale más barato prestarte dinero que financiarte con una persona que te va a cobrar 20 veces el dinero que puso. Para mí es una desilusión y soy muy escéptico con ellos, he llegado hasta acá solo y ya estoy más curtido sobre este tema y cuando me dicen que quieren invertir mi instinto me dice que me quieren cucharear y ver qué hay detrás”.

El mundo de ilusiones: “Los inversionistas juegan con una lógica, ganar dinero y en un mercado super complicado donde no hay garantías de nada, cuando invierten un millón saben que es posible que solo 50 mil den resultados. Entonces a esos 50 mil tienen que multiplicarlos por 20 para que recuperen su dinero.

Ellos también son startup, no tienen una varita mágica ni una bola de cristal y tienen que pedir retornos tan grandes para cubrir los riesgos de todo lo que no va a funcionar. Conclusión, hay que saber negociar y eso es muy importante porque el entusiasmo puede llegar a sobrevender lo que uno está haciendo”.


LEA EL ARTÍCULO COMPLETO EN NUESTRA REVISTA Gan@Más

Suscríbase a la versión digital aquí (a solo S/ 60 el año y accede a todas las ediciones)

Suscríbase a versión impresa aquí (a solo S/ 100 el año y acceda gratis a la digital).

(Artículo publicado en Gan@Más # 32, Octubre 2015)

 

Comparte en:

Vea también