El 26% de familias está sobreendeudada, pero BCRP niega que hay deterioro de finanzas de hogares

08:13 10 Diciembre, 2015

A octubre de 2015, el 26% de las familias peruanas se encontraba en situación de sobreendeudamiento, de acuerdo con un estudio de Ipsos elaborado por encargo del Banco Central de Reserva (BCRP). Esta cifra es menor al 29% de agosto de este año y al 27% que se registró al cierre del primer trimestre de 2015.

Asimismo, el porcentaje de ingresos que las familias destinan al pago de deudas es 36%, mientras que el número de veces que la deuda de los hogares equivale a sus ingresos es de 1.9, con datos al cierre del tercer trimestre del año.

Con base en estos resultados, el gerente general del BCR, Renzo Rossini, negó que haya un problema de sobreendeudamiento en las familias peruanas, “pues no vemos una tendencia extraña en los hogares o en el consumidor en cuanto a endeudamiento”.

Explicó que la entidad monetaria tiene un convenio con Ipsos para revisar la situación de endeudamiento de las familias, y aseguró que el crecimiento actual del crédito es bastante prudente. “No observamos deterioro de los indicadores financieros de las familias. Para el BCR es muy importante que se mantenga la actividad del crédito, porque cuando surgen temores y los bancos dejan de prestar, entramos a un círculo vicioso que es difícil de parar”, aseveró.

No obstante, Rossini destacó que actualmente el sistema financiero ha estado apoyando el crecimiento de la actividad económica del país, de la mano con las decisiones del Banco Central. “Vemos tasas de crecimiento de 15%, que es muy apropiada en momentos que se cree que la banca estaría contrayendo el crédito”, mencionó durante su exposición en el XXXIX Foro Anual de la Asociación Peruana de Finanzas (APEF), realizado ayer en la noche.

Se mantiene el consumo

El funcionario del BCR aseguró que el consumidor ha sido la fuerza que ha estado detrás del crecimiento que el país obtendrá este año, previsto en alrededor de 3%. Precisó que en el último trimestre de 2015 se ha observado que el consumidor mantiene su gasto porque el empleo se ha venido recuperando y por el crecimiento del crédito.

“La población activa y que tiene empleo en el sector privado empezó a crecer de nuevo. Esto se ha empezado a recuperar, todavía no a las tasas de 4.5% de 2013, pero estamos alrededor de 2.2%, lo cual nos puede explicar por qué el consumo no cae; al contrario, sigue creciendo, porque hay empleo y este empezó a dinamizarse”, manifestó.

Insistió en que otro elemento que permite que el consumo se mantenga dinámico es que el crédito a las familias siga aumentando con tasas de 12%. “El crédito da oportunidad a las familias a suavizar su consumo”, anotó.

(Por Rudy Eric Palma)

Comparte en:

Vea también