Interbank: Hay nuevas oportunidades para exportadores peruanos en China

13:29 10 Junio, 2015

Tras varias reformas en su política económica, el consumo interno se ha convertido en el motor de crecimiento de la economía de China durante los últimos años. Hoy, este gigante asiático no solo consume una mayor cantidad de productos, sino más variados y sofisticados, lo cual abre grandes oportunidades para exportadores peruanos, sobre todo de productos no tradicionales, para que coloquen su oferta en este mercado, especialmente en el rubro de alimentos.

Según Juan Carlos Ríos, jefe de la oficina de Representación Comercial de Intercorp en Shanghái, actualmente el Perú exporta a China uvas, y cítricos en menor medida. Se espera que a partir de julio se empiece a exportar paltas y posteriormente espárragos y arándanos. “La uva es el principal producto de exportación a China. En la última campaña se logró record de exportación de 9 millones de cajas, que equivale al 27% de toda la exportación de uva al mundo. Además, existe gran oportunidad para los productos pesqueros. Actualmente, exportamos pota pre cocida, pero existen otras alternativas atractivas para exportar, como langostinos y conchas de abanico”, comentó. “Hay un enorme potencial de seguir vendiendo productos al mercado chino, especialmente en alimentación (agro y pesca), donde tenemos oferta exportable y experiencia”.

Asimismo, el ejecutivo refirió que China ha adoptado una política de crecimiento denominada como “New Normal”, la cual implica que la economía crezca a tasas más bajas (entre 6% y 7%) a las registradas anteriormente que llegaban a los dos dígitos. En paralelo, el país asiático ha implementado un plan de urbanización y se estima que para el 2025 el 60% de su población viva en ciudades. “Hoy, China aspira a un crecimiento de calidad, más que de cantidad. En los próximos años tendremos aproximadamente 800 millones consumiendo en ciudades con una mayor capacidad adquisitiva. Se calcula que para el año 2020, el PBI per cápita en China llegue a US$ 9.500. Hoy, asciende a US$ 7.400”, detalló.

Otra política adoptada es la de “Go Global”, la cual fomenta la expansión de empresas chinas en varias regiones, como América Latina. Un ejemplo de esto es el proyecto ferroviario que unirá la costa atlántica de Brasil y los puertos peruanos del Pacífico, donde China no solo aportará capital para el financiamiento, sino también su expertise en ingeniería, diseño y tecnología. “Las inversiones chinas en el exterior no se concentrarán exclusivamente en sectores como energía y minería, sino que se diversificarán a otros, como infraestructura, agro y tecnología. Dado al crecimiento del consumo interno, China viene adquiriendo grandes empresas de alimentos en el mundo. Por ejemplo, en la región ha adquirido terrenos en Chile para cultivar directamente productos agrícolas con una estrategia de compra de empresas o a través de asociaciones con compañías locales”, apuntó Juan Carlos Ríos, de Intercorp.

De esta forma, la economía china presenta grandes retos y oportunidades para el Perú. “Por el lado del consumo, el reto para los exportadores será poder ampliar y diversificar su oferta exportable con productos de alta calidad. En tanto, la expansión global de empresas chinas favorecen a economías emergentes como la peruana, al convertirse en receptores de inversión en sectores, como infraestructura, donde la inyección de capital será fundamental para mejorar la competitividad del país”, concluyó.

Comparte en:

Vea también