Consejos para adquirir una hipoteca

17:16 24 Julio, 2014

El sueño de la casa propia ya no es tan lejano para los peruanos. Desde hace algunos años hay una mayor oferta de viviendas y más segmentos de la población tienen la oportunidad de acceder a los créditos hipotecarios para financiar estos inmuebles. Así, en nuestro país el total de hipotecas del sistema financiero creció 16% en el 2013.

Sin embargo, dichos créditos son un compromiso que puede durar hasta 30 años, por lo que antes de contratarlos es necesario considerar una serie de factores para no poner en riesgo sus finanzas personales.

En el mercado se pueden encontrar hipotecas desde US$ 10,000 para ser pagadas hasta en 30 años. El monto a financiar es de 80% a 90% del valor del inmueble, e incluye el seguro de desgravamen y de todo riesgo.

La mayoría de las entidades financieras ofrecen el financiamiento en soles y dólares, a tasas fijas y mixtas Además del asesoramiento durante todo el proceso para obtener un préstamo, las entidades pueden aprobarle su hipoteca en solo dos días útiles si es que cumple con todos los requisitos solicitados.

Generalmente los requisitos para este tipo de créditos son sustentar un ingreso mínimo individual o conyugal de S/. 1,000 mensuales, ser mayor de edad y tener hasta 69 años al solicitar el crédito. Al finalizar el préstamo debe ser menor a 75 años.

Antes de contratar un crédito hipotecario con alguna institución financiera, los expertos recomiendan comparar la oferta existente en el mercado y considerar determinados aspectos:

Abone la mayor cuota inicial.

Trate de ahorrar la mayor cantidad de dinero para abonar como cuota inicial en las hipotecas. De este modo la cuota mensual que tendrá que pagar será menor. Algunas entidades ofrecen una especie de ahorro hipotecario, que consiste en depósitos mensualmente por un monto determinado (similar a la cuota a pagar por la vivienda) por un periodo de tiempo, luego del cual la entidad ve si usted es ordenado con sus pagos y su ahorro servirá como la cuota inicial de la hipoteca.

Elija el crédito a su medida.

Siempre comparta todas las opciones del mercado y tenga en cuenta las facilidades que le ofrece cada entidad financiera. Algunas le dan la opción de hacer pagos adelantados, otras le plantean hacer pagos de cuotas dobles en julio y diciembre, o los menores intereses y seguros más bajos de desgravamen.

Revise el costo total del crédito. 

Al solicitar un crédito fíjese en la Tasa de Costo Efectivo Anual (TCEA), que representa el precio real del crédito. Los clientes deben exigir a las entidades esta información al solicitar un crédito. En la página web de la SBS se puede encontrar información comparada de la TCEA de diferentes productos por entidad financiera.

Revise el plazo que le conviene. 

El plazo de un préstamo hipotecario depende principalmente de la capacidad de pago del cliente. Pedirlo a menos tiempo implica menos intereses a pagar cada mes y por menos meses. Pero también significa que pagará un mayor monto de cuota mensual y esto puede afectar sus finanzas. La recomendación es que la cuota mensual no exceda el 30% de los ingresos de la persona.

PUBLICADO EN LA REVISTA Gan@Más #14 (MARZO 2014)

Comparte en:

Vea también