Liderazgo Consciente

por Andrea Sydow

Es consultora internacional en comunicación para desarrollar el liderazgo en emprendedores. Es coach certificada y facilitadora autorizada para impartir ceremonias y talleres de Perdón Radical en alemán, español, portugués e inglés.

En su curso para Líderes Conscientes logra despertar el emprendedor en ti, mostrando la calidad y fortaleza que desde ya tienes en tus manos y que quizás hayan juntado polvo y estén un poco desordenadas. Durante el curso revelas los recursos, calidades, capacidades y talentos que ya están en tus manos y a tu disposición.

Andrea, que desde febrero de este año colabora con Gan@Más, te hace ver que tu vida y tus emprendimientos son más fáciles y ligeros de lo que crees. Tus emprendimientos no tienen que ser cuesta arriba. ¿Exigen tu concentración, tu enfoque, empeño, compromiso y dedicación al 100%?. Sin embargo, es todo más fácil y sencillo de lo que crees.

El taller para Líderes y Emprendedores Conscientes incrementa tu nivel de energía, ya que operando con una energía más elevada y sintiéndote mejor actúas de forma diferente.

Ver más articulos de esta columna

El secreto para destacar

22:44 10 Septiembre, 2019

Por: Andrea Sydow

¿ Quieres saber cuál es el secreto para que los equipos destaquen con rendimiento y creatividad? No, no se trata de alta tecnología ni de grandes inversiones. Se trata de algo mucho más básico que, si es mal aplicado, resulta ser lo más peligroso en el mundo: hablar.

Nunca dejas de comunicar, aunque no digas palabra. Si comunicas mal, afectas relaciones, proyectos y carreras. Si quieres evitar los errores que pueden hundir a tu equipo en la resignación, frustración, en intrigas y conflictos, aprende a involucrar deliberadamente las zonas más evolucionadas de tu cerebro, así dominarás la habilidad de comunicar como un profesional.

Los expertos de la comunicación hablan de manera estructurada, observando las siguientes tres pautas:

1 .- Escuchan atentos y miran a los ojos.

2 .- Cultivan la curiosidad y validan.

3 .- Expresan sus deseos en lugar de sus frustraciones.

¡Listo! Con estos tres pasos también serás un ninja de la comunicación. ¿Por qué? Porque de acuerdo a la neurociencia esta forma de conversar estimula la mejor versión que hay en ti. La curiosidad es lo opuesto al juicio. La curiosidad crea endorfina y dopamina, éstas fomentan la conexión e incrementan la hablidad de hacer equipo, mientras que la crítica y el reproche crean cortisol, responsable de las reacciones de defensa y ataque (cerebro reptil) bajando a su vez la moral del equipo.

Mientras practícas los tres pasos creas nuevos patrones en tu cerebro superior. Escuchar y procesar la información que el otro transmite, estimula el hemisferio izquierdo, mientras que validar y sentir empatía estimula el hemisferio derecho.

1. Escucha atento y mira a los ojos de tal manera, que seas capaz de repetir lo que el otro acaba de decirte. Es decir, tu atención está enfocada en lo que el otro dice y no en la excusa o defensa que estás preparando mientras aparentemente escuchas.

2. Valida. Cada persona es lógica en sí misma. Lo que dice puede no tener ningún sentido para ti, pero para ella, desde su punto de vista, su experiencia y su biografía, sí lo tiene. Intenta, con tu mente abierta, colocarte en la situación del otro, hasta que seas capaz de decirle: – Tiene sentido lo que dices, me imagino que te sientes molesto a causa de esta situación. Nota: Comprender la lógica del otro no quiere decir que estés de acuerdo o que la apruebes.

3. Cuando a ti te toca hablar, hazlo con claridad y responsablemente. Cada vez que te encuentres con una frustración, a causa de un retraso, un acuerdo no cumplido, una tarea mal hecha, intenta un nuevo enfoque. Ponte el sombrero de detective (curiosidad), descubre qué causa la molestia y sé exacto en nombrarla. Cuando hayas detectado la causa, literalmente dale la vuelta a la tortilla. De la frustración (detesto aplazar mis compromisos, dejarlo todo tirado para llegar puntual a la reunión y ver que nadie llegó aún y los que llegan lo hacen tarde) expresa un deseo (propongo que nos pongamos de acuerdo para empezar las reuniones a las 10 AM en punto).

Tu deseo debe ser medible y realizable en un tiempo determinado. La frustración/deseo que puse como ejemplo es generalizada. Sin embargo, el mecanismo permanece el mismo sin importar la complejidad del asunto ya que toda frustración es un deseo camuflado.

Si comunicas responsablemente expresando lo que quieres ver realizado en lugar de comunicar lo que te frustra, no solo creas buen ambiente en tu equipo, también te beneficias del desarrollo de tu cerebro; se hará cada vez más hábil, permitiéndote aportar nuevas ideas y soluciones. ¿Y quién no querrá un experto así en su equipo?

Comparte en:

Artículo publicado para la columna: Liderazgo Consciente

Ver + columnas

avatar

Vea también

22:44 10 Septiembre, 2019

El secreto para destacar

10:43 29 Abril, 2019

Excelencia sin negatividad

12:29 15 Marzo, 2019

Tu visión

16:31 22 Diciembre, 2018

Perú sostenible

13:40 10 Diciembre, 2018

Consejo de un cirujano