“El 90% de emprendedores se apoyan en tecnologías para impulsar sus negocios”

11:13 14 Julio, 2021

Para Rosanna Ramos Velita, presidenta del Directorio de Caja Los Andes, el mundo de los negocios siempre se está preparado para enfrentar distintas situaciones y retos, pero la pandemia fue algo impredecible que realmente afectó a todas las estructuras de la sociedad. En microfinanzas, también se sintió el golpe, pero la intensidad fue distinta para cada uno.

En el caso de la Caja Los Andes, el golpe no fue tan duro ya que los respalda una larga trayectoria de consolidación de las microfinanzas en el país. Antes de la pandemia, Perú estaba en total crecimiento, habiendo sido elegido, por 6 años consecutivos, como el país con un entorno favorable para el desarrollo del negocio microfinancieros, señaló durante su participación en el 2do Congreso de Microfinanzas en la era digital, organizado por Gan@Más y +Finanz@s.

Evidentemente, este golpe agarró también a Caja Los Andes sin preparación, una crisis financiera atípica, toda esa adaptación que tuvo la Caja gestionando el riesgo y la salud y seguridad de sus trabajadores fue muy delicada.

 

A ello, se agregó que la mitad de los emprendedores vio totalmente afectada su capacidad de ahorro y muchos (46%) tuvieron que diversificar sus negocios principalmente con nuevas actividad y servicios de acuerdo con el Informe de Desempeño Social 2020.

No obstante, la reinvención, la adaptabilidad y la flexibilidad son las principales armas de los clientes de Caja Los Andes para salir adelante. De esa manera, si bien, más de 45 mil empresas dejaron de operar en el país, en el 2020 se crearon aproximadamente 235 mil nuevas empresas, un número mayor que en el 2019.

Ramos indicó al respecto que, el gran motor de estas nuevas iniciativas es el aprovechamiento de las tecnologías, siendo que 9 de cada 10 emprendedores (90%) se apalancan de las tecnologías para impulsar sus negocios.

De esa manera, los clientes de La Caja ya utilizan las redes sociales (Facebook, WhatsApp, Instagram, etc.) para vender sus productos, una de las razones por las cuales la Caja ha impulsado, aún más, su proceso de transformación y promoción de nuevas tecnologías para sus clientes.

 

“Necesitamos impulsar ya las capacidades y la tecnología que existe en el mercado en toda el área digital para poder no solo fortalecer a las instituciones microfinanzas que llegamos a la base de la pirámide, sino, para atender a nuestros clientes y, sobre todo, para incluirlos financieramente”, apuntó.

Ahora bien, atender a las zonas rurales donde se encuentra el mayor número de emprendedores vulnerables frente a esta crisis es complicado dadas las limitaciones de conectividad. Por lo cual, hay que buscar nuevas formas de llegar a estos emprendedores.

Así, lamentablemente el 40% de los clientes de la Caja en zonas rurales tuvieron que caminar hasta sus agencias por cuatro horas para recibir sus bonos, lo cual es una pérdida de tiempo y de dinero para estos clientes. Al respecto, Ramos cree que existe una gran oportunidad en dichos escenarios en el uso de las billeteras electrónicas, pero ello requiere del apoyo del gobierno.

América Latina se encuentra penúltimo en el ranking de adopción y disponibilidad de tecnologías de acuerdo con World Economic Forum 2019. Esto es un gran reto y oportunidad tanto para el sistema como para el mismo gobierno.

Al respecto, Ramos opinó que las políticas y tecnologías deben ser diseñadas e implementadas de tal manera que permitan una mayor productividad en el cliente.

Comparte en:

Vea también