Asbanc: Alza del dólar influye en deterioro de la cartera de créditos de bancos

16:56 15 Febrero, 2016

El alza del dólar es otro factor que influenció en el deterioro de la cartera de créditos de los bancos, en particular considerando los altos niveles de dolarización que muestran algunos segmentos, como el de mediana empresa, pequeña empresa, vehiculares e hipotecarios, sostiene la Asociación de Bancos del Perú (Asbanc).

La divisa estadounidense acumuló un incremento de más de 14% en el 2015, luego de iniciar en el 2013 una tendencia alcista a raíz del endurecimiento monetario en Estados Unidos y la incertidumbre sobre la economía china. Así, los niveles cada vez más altos del dólar habrían impactado fuertemente en la capacidad de pago de deudores de dichos segmentos que tenían una exposición elevada al riesgo cambiario, con ingresos en moneda nacional y deudas en moneda extranjera, refiere un informe del gremio.

Morosidad 1

 

Señala que esta situación se ha reflejado en el aumento de los ratios de morosidad en moneda extranjera en cada uno de estos segmentos, los mismos que estarían explicando el comportamiento creciente de la mora total, tomando en cuenta que en la mayoría de tipos de crédito se observa una tendencia a la baja en la morosidad en soles. Es decir, que –salvo en el caso de los créditos hipotecarios– aquellos deudores que contrajeron deudas en soles no están registrando un deterioro en su cumplimiento de pago, pero sí aquellos con deudas en dólares. Dicho efecto resulta predominante al explicar la tendencia al alza de la morosidad total (la suma de la mora en soles y la mora en dólares) para cada tipo de crédito.

Efecto estadístico

Asbanc refiere que al analizar estas cifras, es preciso tener en cuenta el efecto estadístico que pueda presentarse, dada la construcción del índice de morosidad. Así, dado que el ratio está conformado por la cartera atrasada sobre la cartera total, éste subirá cada vez que el numerador (la cartera atrasada) muestre un crecimiento relativo mayor al del denominador (la cartera total). Sin embargo, en un contexto de menor demanda por créditos en dólares y una creciente conversión de créditos de dólares a soles, lo que viene ocurriendo es que la morosidad en dicha moneda viene siendo exacerbada por la caída de la cartera total (denominador del ratio), a la par de una cartera atrasada que mantiene una tendencia al alza.

Incluso si elimináramos el efecto de la caída de la cartera (suponiendo que ésta se mantiene constante), vemos que la morosidad en dólares de todos modos subiría, dada la tendencia creciente que muestra la cartera atrasada en dicha moneda, agrega el gremio.

Morosidad 2

 

Tipo de cambio y dolarización del crédito

De otro lado, el informe menciona que el referido retroceso de la cartera en dólares, debido a la marcada depreciación del sol, ha influido en una rápida desdolarización de los créditos bancarios, particularmente en aquellos segmentos con mayor exposición al riesgo cambiario.

Esto se logró como consecuencia de medidas dictadas por el Banco Central de Reserva del Perú (BCRP) y la SBS, la acción conjunta de bancos (que han venido impulsando con mayor énfasis la oferta de financiamiento en moneda nacional y la conversión de deudas de dólares a soles), así como el incremento de conciencia de los agentes del mercado por endeudarse en la misma moneda en la que reciben sus ingresos.

Así, el ratio de dolarización de los créditos a las medianas empresas pasó de 69% en el 2010 a 49% en el 2015, mientras que en el caso de los créditos vehiculares para personas, éste descendió de 64% a 44% en similar periodo de análisis. No obstante, con el fin de minimizar el efecto negativo de la depreciación cambiaria en la economía y de este modo hacer más efectivas las acciones de política monetaria en el país, es preciso reducir aún más la dolarización de los créditos, tarea en la que estarán abocados bancos y autoridades en los próximos meses.

Morosidad 3

 

Perspectivas

Asbanc subraya que “la elevada dolarización de los créditos representa un riesgo para el sistema ante una depreciación del tipo de cambio, motivo por el cual es necesario hacer mayores esfuerzos para reducir esta vulnerabilidad haciendo uso de campañas educativas sobre los riesgos de asumir obligaciones en una moneda distinta a aquella en que se recibe los ingresos. A ello debemos sumar esfuerzos por impulsar una mayor oferta de productos en soles con condiciones financieras competitivas. De este modo, percibimos como saludable el proceso actual de reducción de la participación en dólares de los créditos bancarios. No obstante, advertimos que dentro del mismo continuará observándose una tendencia ligeramente creciente en la morosidad, explicada por su componente en moneda extranjera”.

Comparte en:

Vea también