“La rentabilidad de Caja Arequipa ha subido de 16% a 22% en menos de doce meses”

06:56 27 Septiembre, 2016

Caja Arequipa, desde hace más de 10 años, está ubicada en el primer lugar como la entidad de mayor volumen, tanto en activos, créditos, depósitos y utilidades, liderando este importante sector financiero, subrayó Wilber Dongo, Gerente Central de Negocios de esta entidad. En diálogo con Gan@Más comenta los planes de expansión de la entidad, entre otros temas.

Caja Arequipa informó hace poco que sus colocaciones superaron los S/ 3,500 millones al cierre de agosto último, ¿qué aspectos han contribuido para lograr este importante resultado?

Desde mi retorno a Caja Arequipa en febrero del 2015 identificamos como necesidad principal de enfoque, la orientación al sector de las MYPE, con una estrategia de un servicio de alta calidad de atención al cliente. Para ello se trabajó en tres temas prioritarios que requerían un cambio inmediato y estos fueron la segmentación de clientes, con oferta de productos y condiciones en base a los perfiles definidos; la mejora de productividad en la red y canales de atención con cambios en políticas de originación de riesgo crediticio y redefinición de los procesos críticos en las distintas etapas del crédito; y el tercero, la mejora de competencias del personal que integra el equipo de negocios, quienes son en este modelo de negocio, el elemento principal del éxito de la
gestión.

También han señalado que el 70% de estos créditos está orientado a la micro y pequeña empresa, ¿existe potencial para que sigan creciendo en este segmento que es el foco de Caja Arequipa?

Efectivamente, el objetivo estratégico de Caja Arequipa es la oferta de productos crediticios a este valioso segmento que hoy tiene una importante representación del número de empresas a nivel nacional, y según los últimos estudios representan más del 95% de ellas con impacto significativo en el empleo y el PBI del país. Consideramos que por las condiciones económicas y sociales vigentes, cada año se incorporan nuevos emprendedores con muchos sueños y deseos de tener éxito en sus actividades, adicionalmente por la coyuntura del sector de microfinanzas, estamos pasando por una etapa de consolidación donde la oportunidad de incorporar nuevos clientes no bancarizados (zonas rurales principalmente) y bancarizados es alentadora por los beneficios que ofrece Caja Arequipa tanto en los productos como en la tecnología adoptada, soportada en canales físicos y digitales, con cobertura prácticamente a nivel nacional.

En cuanto a las demás variables que muestran la gestión económica financiera de la Caja, ¿qué resultados han obtenido en cuanto a rentabilidad y calidad de la cartera?

El impacto de los cambios introducidos en el modelo crediticio ha sido muy significativo, en menos de 12 meses se ha elevado la rentabilidad, medida por el indicador de retorno sobre patrimonio (ROE) de 16% a superar hoy un 22%, a diferencia de la casi totalidad de las demás entidades de este sistema que han disminuido este indicador afectado por la desaceleración de los crecimientos y el aumento de la morosidad en sus carteras. En este último aspecto Caja Arequipa ha sido la entidad que ha reducido con mayor grado no solo su cartera morosa, expresada en la cartera vencida y judicial, sino en la cartera de mora global a la que se debe adicionar la cartera refinanciada y castigada, siendo en este rubro donde se aprecian las mejoras de enfoque de riesgo crediticio al haber disminuido de 12.7% a Julio del 2015, a 8.8% a Julio del 2016, es decir un significativo 4% que se traduce en menores exigencias de reservas de provisiones y por lo tanto una mejora en la utilidad de la empresa.

Con estos resultados ¿cómo se ubica Caja Arequipa en el ranking del sistema de Cajas Municipales?

Caja Arequipa desde hace más de 10 años se encuentra ubicada en el primer lugar como la entidad de mayor volumen tanto en activos, créditos, depósitos, utilidades, entre otras variables de medición, liderando sostenidamente este importante sector financiero. Estos resultados permiten afianzar este liderazgo y compararnos incluso con el desempeño de otras entidades principalmente del sector Bancario en donde si hacemos una evaluación de resultados nos ubicaría en una expectante posición pese a que nuestra oferta se centra principalmente en el segmento de micro y pequeña empresa y con presencia mayoritaria en zonas regionales y no en la capital del país.

El tema tecnológico va adquiriendo más importancia para mejorar la competitividad de las empresas, ¿qué acciones viene desarrollando la Caja en este aspecto?

Es claro que hoy toda actividad empresarial debe estar constantemente evaluando su propuesta de valor en base a los procesos que ofrece a su público objetivo, esto es más imperativo en las empresas de servicios y en especial los servicios financieros, por ello Caja Arequipa tiene en su estructura orgánica un enfoque de innovación, lo que permite desarrollar productos, servicios y mejorar los procesos de atención. En este último factor, tenemos en marcha el proyecto denominado “Misti”, que tiene como finalidad acercar los servicios y productos a los clientes mediante tecnología móvil.

¿Cuáles son los planes de expansión de Caja Arequipa para este y el próximo año?

Durante lo que resta del año la Caja terminará de implementar como agencias transaccionales los puntos de atención que recibió en la compra del bloque patrimonial en especial las ubicadas en la Región Norte, adicionalmente a las previstas a inicios de año en el plan estratégico de la entidad que en total deben sumar un total de 12 agencias. Para el próximo año se considera una expansión moderada de 10 agencias adicionales, lo que nos permitirá cumplir con el objetivo de tener, al 2018, una presencia en todo el territorio nacional.

Finalmente ¿cuál es la mejor opción de financiamiento, que ofrece el mercado, para los emprendedores?

La oferta es diversa y variada en cuanto a condiciones, existiendo entidades reguladas como las Cajas Municipales y Rurales, Financieras, Edpymes e incluso los Bancos; adicionalmente se suma las entidades no reguladas como las Cooperativas y ONGs, así como la oferta directa de personas independientes; cada una de estas entidades evalúa los riesgos de sus operaciones y ofrece condiciones en base a ese análisis y al retorno esperado.

Nuestra oferta va más allá de una operación puramente crediticia, nuestro fin es lograr que el crédito sea debidamente evaluado para generar bienestar en nuestros clientes y sus familias, mejorando su calidad de vida y la posibilidad de desarrollo”.

** Entrevista publicada en la edición # 43 de la Revista Gan@Más

Comparte en: